1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (4 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...Loading...
Desratización en el Control de Plagas - ID Control

La desratización en el control de plagas

La desratización es una de las muchas prácticas del control de plagas, para entender su importancia debemos tener en cuenta que las ratas son una de las poblaciones de roedores más masificadas del planeta tierra, si a eso le unimos que las ratas son vectores de enfermedades, nos da una ecuación cuya única resolución estriba en un control efectivo de la población de estos roedores, es ahí donde se debe incidir en la necesidad de la desratización como el método más indicado. Ya hemos hablado en otra ocasión dentro de nuestro recorrido por las plagas urbanas de eliminar ratas, y también sobre el caso de tener ratones en casa qué hacer, hoy como expertos en desratización vamos a seguir ahondando en este tema.

Se dice que en el mundo hay una proporción entre ratas y humanos de 4 a 1, es decir que tocamos a cuatro ratas por persona, eso nos da una idea bastante acertada de la importancia de controlar un roedor más numeroso que el ser humano y vector de enfermedades. En I+D Control, somos especialistas en desratización, en desratización y eliminar ratas de casa, si precisas de nuestros servicios  puedes contactar con nosotros desde nuestra sección o en la página de contacto general, o si te es más rápido o sencillo en los siguientes números de teléfono: 91 637 00 83 o en el 91 637 02 66

I+D Control de Plagas - desratización

Desratización y Control de Plagas – ID Control

Desratización: qué es

Como ya hemos comentado las ratas son vectores de enfermedades, además suelen devorar las reservas de alimentos que se encuentran almacenadas, con lo que son un “rival” en lo que se refiere a la alimentación de la raza humana, para controlar sus efectos hemos desarrollado una serie de técnicas que llamamos desratización, el objetivo de las mismas es el saneamiento, control y exterminio de roedores como las ratas y los ratones. Para implantar estos métodos de control, hay dos vías fundamentales, la desratización pasiva y la desratización activa. Vamos a conocer las peculiaridades de cada una de ellas.

La desratización pasiva

Cuando afrontamos un plan de desratización pasiva, nos referimos a todas aquellas medidas preventivas que tienden a evitar la entrada de los roedores a instalaciones de edificios o naves de almacenamiento, al impedir el paso a las ratas y ratones, estamos evitando que tengan su alojamiento en nuestro terreno y al tiempo dificultamos su reproducción. Entre las cosas que podemos hacer en una desratización pasiva, se encuentran cerrar herméticamente los contenedores de residuos, una de las fuentes principales de sustento de estos animales, y la instalación en conductos de aire de rejillas que impidan o dificulten su paso. Esta vía de desratización, es en ocasiones complementaria a los tratamientos químicos que se pueden usar para eliminar a los roedores, pero su carácter es eminentemente preventivo, algunas de las cosas que podemos hacer en esa línea de actuación son:

  • proceder al sellado de todas aquellas aberturas susceptibles de ser usadas como paso a nuestros edificios,
  • si por la antigüedad de la edificación tenemos cuevas en sus sótanos, carentes de uso, lo mejor es rellenarlas con arena,
  • si disponemos de zonas verdes la limpieza y el buen estado de las mismas es fundamental para nuestro objetivo,
  • no dejar comida de fácil acceso, mantener la comida en sus envases lo más herméticos posibles y no dejar residuos sin recoger,
  • la limpieza de las instalaciones ayuda a evitar futuras infestaciones y a eliminar las existentes, especial atención a la limpieza de los contenedores de residuos, si éstos están sucios da lo mismo que el resto esté en perfecto estado,
  • evitar la humedad en sótanos y cuartos de instalaciones…

Si nos paramos a pensar un poco en las medidas de desratización pasiva, seguramente podamos llegar todos a la conclusión de que se trata de medidas de puro sentido común, sobre todo las relacionadas con la limpieza y el buen estado de las instalaciones, en general un buen mantenimiento de los edificios suele ser la mayor barrera a la introducción en los mismos de las plagas más variadas, aunque hay que reconocer que no siempre son una garantía al 100%, minimizan más que notablemente los riesgos.

La desratización activa

Bien los anteriores métodos sirven sobre todo para evitar la llegada de las ratas y ratones, pero qué hacer si nuestro edificio ya se ha infestado de estos roedores, pues nos decantamos por la desratización activa, que no es otra cosa que eliminar las poblaciones de roedores que ya se han instalado en nuestro edificio. Las técnicas usadas son agresivas, y son tanto físicas, mecánicas, como químicas e incluso biológicas, pues en suma buscamos el control y eliminación de estos roedores. Para la implementación de estos métodos es altamente recomendable, cuando no imperativo el contar con profesionales que sepan los riesgos de algunas de estas técnicas, y estén capacitados para su correcta aplicación, eliminando riesgos para terceros y para los propios manipuladores. Algunos de estos métodos son:

  • como métodos físicos, todos aquellos que producen que las ratas y ratones huyan de los edificios, como el uso de ultrasonidos,
  • entre los métodos mecánicos, las trampas con cebo y que sirven para atrapar al roedor,
  • los métodos químicos más usados son los rodenticidas, unos venenos muy efectivos, también algunos repelentes, y sustancias fumigantes de efecto retardado o agudo,
  • entre los métodos biológicos, se usan productos de esterilización de las poblaciones existentes.

Bien al tratar un edifico con métodos de desratización activa, debemos tener en cuenta que hay que eliminar los cuerpos de las ratas, porque no solo con su muerte se acaba el problema, en este caso el dicho “muerto el perro se acabo la rabia”, no se ajusta a la realidad, algunas de esas enfermedades de las que son vectores las ratas, siguen siendo potencialmente un peligro en el cadáver de los roedores, como es el caso de la zoonosis. Es por lo tanto necesario la eliminación de los cadáveres y la incineración de los mismos es la mejor forma de hacerlo.

Si te ha parecido interesante.. ¿ Nos ayudas a moverlo por la red ?
Compártelo con los botones de arriba y danos "estrellitas" con los de aquí abajo :
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (4 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...Loading...
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *