1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
mantenimiento de piscina de la comunidad

Mantenimiento de la piscina de tu comunidad ¿lo haces bien?

La piscina en verano es el lugar más concurrido de toda la comunidad de vecinos.

No es para menos, en estos días de tanto calor, y los que nos quedan por delante, hasta que las familias cogen vacaciones, es la piscina de la comunidad donde pasan más tiempo, sobre todo si hay niños que acaban de determinar el cole, y no hay manera de entretenerles.

Razones más que suficiente para realizar un adecuado mantenimiento durante todo el verano.

Mantener el agua de la piscina todo el verano

El verano es la temporada más esperada del año, sobre todo para las comunidades que cuentan con piscinas, en la que se refrescan quienes no pueden, o no les apetece, salir de vacaciones.

Contar con una es muy agradable, relajante, y divertido para los más pequeños, pero también conlleva una enorme responsabilidad: mantener el agua de la piscina en perfectas condiciones. 

Las comunidades deben tenerlo en cuenta y prever esta necesidad para garantizar que se mantenga durante todo el verano, en condiciones de uso, tanto por la seguridad de las personas como por el cuidado de las instalaciones.

01.-Salud y seguridad de los usuarios

La principal razón para mantener el agua de la piscina limpia y equilibrada es la salud y seguridad de los residentes. 

El agua estancada y maltratada es caldo de cultivo para bacterias, lo que causa infecciones cutáneas, oculares y respiratorias. 

Además, un desequilibrio en los niveles de pH y cloro provoca irritaciones en la piel y los ojos, particularmente problemático para los niños y personas con piel sensible.

02.-Conservación de las instalaciones

El agua mal mantenida no solo afecta a los usuarios, sino también a la infraestructura de la piscina. 

Los químicos desbalanceados corroen los materiales de la piscina, dañando paredes, revestimientos y sistema de filtración, que derivan en costosas reparaciones y reemplazos, que se evitan con un mantenimiento adecuado y regular.

mantenimiento de piscinas

03.-Eficiencia y economía

Un mantenimiento preventivo y constante de la piscina resulta más económico a largo plazo, se reduce la necesidad de intervenciones urgentes y reparaciones costosas.

Además, un agua bien equilibrada y limpia significa que los equipos de filtración y bombeo trabajan de manera más eficiente, consumiendo menos energía y prolongando su vida útil.

04.-Satisfacción de toda la comunidad

Una piscina en perfecto estado es el gran atractivo para cualquier comunidad, en esta época.

Garantizar que el agua esté siempre limpia aumenta la satisfacción de los residentes, no solo eso, a la vez que mejora la calidad de vida dentro de la comunidad, puede ser un factor decisivo para atraer nuevos inquilinos o propietarios, un valor añadido que eleva el valor de los inmuebles

Pasos para un mantenimiento óptimo

Para asegurar que el agua de la piscina se mantenga en óptimas condiciones durante todo el verano, aquí te dejamos algunos pasos clave:

Revisión diaria 

Verificar diariamente los niveles de cloro y pH, contar con un kit de prueba de calidad es esencial para monitorear estos parámetros y hacer ajustes cuando sea necesario.

Filtración constante

Mantener el sistema de filtración en funcionamiento al menos 8 horas al día para asegurar que el agua esté en constante movimiento y filtrado.

Limpieza regular

Retirar hojas, insectos y otros residuos de la superficie del agua y del fondo de la piscina, un trabajo que es necesario realizar diariamente, antes de que lleguen los bañistas, utilizando, por ejemplo, redes y skimmers.

Aspirar el fondo de la piscina al menos una vez por semana para eliminar suciedad y sedimentos acumulados.

Limpiar o reemplazar los filtros según las recomendaciones del fabricante y la frecuencia de uso de la piscina, algo esencial para mantener el agua limpia.

filtro de agua de piscina

Tratamientos químicos

Realizar tratamientos de choque periódicos, especialmente después de días de alta afluencia de bañistas o tras tormentas, para mantener el agua desinfectada.

Higiene de los usuarios

Instalar duchas cercanas a la piscina y promover su uso antes de entrar al agua, ayuda a eliminar el sudor, cosméticos y otros contaminantes que los bañistas puedan traer consigo.

Mantenimiento de áreas comunes

Mantener las áreas circundantes de la piscina, como terrazas y zonas de descanso, limpias y libres de basura, es esencial, piensa que toda esa suciedad acaba fácilmente en el agua de la piscina.

Igual con la desinfección regular de sillas, mesas y tumbonas, focos de gérmenes si no se mantienen adecuadamente.

Profesionales del mantenimiento 

Un servicio profesional al cuidado de tu piscina realiza  inspecciones regulares y se encarga de las tareas complejas, de todas esas de las que no puedes estar pendiente, además que será el personal más adecuado para realizarlas.

Entre las actividades necesarias están:

Supervisión y control

Supervisar el uso de la piscina y garantizar el cumplimiento de las normas de higiene y seguridad.

Inspecciones regulares

Asegurar que todos los aspectos de la higiene y el mantenimiento se están cumpliendo como se debe.

Protocolos de limpieza de emergencia

Para situaciones extraordinarias como vómitos o diarrea en la piscina, estos incidentes requieren una acción inmediata para prevenir la propagación de enfermedades.

Manejo de contaminaciones

En caso de detectar contaminaciones, químicas o biológicas, cerrar la piscina inmediatamente y realizar un tratamiento de choque intensivo antes de reabrirla.

 

Todas estas acciones mínimas son las que hay que realizar de manera continua durante los meses en los que esté abierta la piscina, de una manera regular y disponiendo de personal competente para realizarlas.

Contar con una empresa profesional te asegura que se completen y se mantengan durante los meses en los que está abierta la piscina de tu comunidad.

legionela

Legionela, ¿sabes cómo prevenirla?

Cuando una enfermedad llega a través de la respiración, el peligro es extraordinario, porque no sabes en qué momento tu cuerpo está inhalando esas bacterias que te van a hacer enfermar.

Estos ambientes deben estar protegidos y cuidados y si no tienes suficiente conocimiento, tanto de la enfermedad, de lo que puede provocarte o de cómo prevenirla, muchas veces no se consigue.

Una prevención se asegura cuando cuentas con una planificación en el mantenimiento de esos equipos susceptibles de generar estas bacterias tan peligrosas si entran en tu organismo.

¿Qué es la legionela?

La legionela es el término comúnmente utilizado para referirse a la bacteria Legionella pneumophila, principal responsable de la enfermedad del legionario, y que podemos asemejar a una neumonía muy grave.

Esta bacteria se encuentra en ambientes acuáticos naturales, como lagos y ríos, puede multiplicarse rápidamente en sistemas artificiales de agua, como torres de refrigeración, sistemas de agua caliente, jacuzzis, fuentes ornamentales y sistemas de distribución de agua en edificios, si no están suficientemente cuidados ni higienizados.

Es entonces cuando comienza transmisión de esta enfermedad que llega a ti a través del aire que respiras.

¿Cómo se transmite la enfermedad del legionario?

La legionela se transmite a través de la inhalación de aerosoles contaminados con la bacteria. 

Esto puede ocurrir al inhalar gotas minúsculas de agua contaminada presentes en el aire, como las generadas por sistemas de aire acondicionado, duchas, fuentes o cualquier dispositivo que pulverice agua. 

Es importante destacar que no es una enfermedad que se contagie de persona a persona, el mecanismo de transmisión es mediante la respiración en un ambiente contaminado exclusivamente, como tampoco se transmite con la ingestión de alimentos en contacto con agua contaminada ni bebiendo de ella.

Piscina con agua estancada

Síntomas de la legionela o enfermedad del legionario

Esta enfermedad presenta distintos síntomas que van de menos a más, desde leves hasta potencialmente mortales, según avanza la acción de esta bacteria en tu interior.

Es importante reconocer estos signos característicos para buscar atención médica adecuada, recibir tratamiento lo antes posible, y no confundirla con otra menos peligrosa que puede hacer que avance si no sabemos a qué nos enfrentamos.

Síntomas que dan la voz de alarma

Es importante hacer hincapié en que, en el caso de personas con sistemas inmunológicos debilitados, ancianos, fumadores o pacientes crónicos, corren un mayor riesgo de complicaciones graves, por lo que la pronta actuación es esencial.

Nada más haber sufrido esta contaminación por inhalación pueden empezar los síntomas que van a ir agravándose.

Fiebre alta, llega a alcanzar los 40 °C, o superarlos, dentro de los 2 a 10 días después de la exposición a la bacteria.

Escalofríos debilitantes persistentes durante varias horas.

Dolor de cabeza que no responde a los analgésicos comunes.

Dolores musculares y articulares en todo cuerpo hasta un malestar generalizado.

Tos seca acompañada de dolor en el pecho.

Dificultad para respirar, signo de una posible infección pulmonar, aquí, necesidad de atención médica es inmediata.

Si la enfermedad avanza, pueden aparecer otros como náuseas, vómitos, confusión y desorientación, de ahí, la importancia de saber, cuanto antes, ante qué nos enfrentamos.

Todos estos síntomas derivan en un estado de fatiga y debilidad que pueden persistir durante semanas después de que los iniciales hayan disminuido.

persona comprobando su fiebre en un termómetroCómo prevenir la legionela

La prevención de la transmisión de la enfermedad es lo esencial, una bacteria que vive en el ambiente y que puede ser respirada por tantas personas es un auténtico peligro para la salud pública si no se detecta a tiempo.

Mantenimiento y limpieza regular de sistemas de agua

Inspecciones regulares de todos los sistemas de agua, torres de refrigeración, sistemas de agua caliente o fría, jacuzzis y cualquier dispositivo que utilice agua.

Seguir un calendario de limpieza y desinfección de todos los componentes, para eliminar cualquier acumulación de comunidades de microorganismos (biofilm) donde esta bacteria pueda proliferar.

Además, eliminar cualquier depósito de sedimentos, óxido u otras sustancias que puedan acumularse en los sistemas.

Control del estado del agua (temperatura y flujo)

Asegurar que el agua se mantenga a temperaturas fuera del rango óptimo de crecimiento de la bacteria (20-50 °C). 

Con esto, debemos mantener los sistemas de agua caliente como mínimo a 60 °C, mientras que el agua fría debe mantenerse por debajo de los 20 °C.

Evitar que el agua se estanque en cualquier parte del sistema, y asegurar que fluya libremente para reducir el riesgo de contaminación, los conductos en los que el agua está detenida, produce ese estancamiento que necesitan las bacterias para proliferar.

Tratamiento químico

Utilizar biocidas (hipoclorito de sodio o peróxido de hidrógeno) u otros productos químicos adecuados, capaces de controlar el crecimiento bacteriano en los sistemas de agua. 

Muy importante, imprescindible seguir las recomendaciones del fabricante, es la manera de garantizar una dosificación adecuada que evite efectos adversos en la salud humana y el medio ambiente.

Conducto de circulación de aguaEducación y concientización general

Es necesario que todos estemos concienciados para evitar la contaminación.

En caso de tener a tu cargo sistemas de distribución y acumulación de agua, tienes la responsabilidad de capacitar al personal a cargo de ellos, deben ser conscientes de los riesgos asociados con un mal mantenimiento y que, en su caso, conozcan las medidas preventivas necesarias.

Además, proporciona información a los usuarios de edificios y comunidades sobre sus riesgos, junto a pautas para reducir el riesgo de exposición, como evitar aerosoles de agua y tomar medidas de higiene adecuadas.

Monitoreo y vigilancia

Contar con sistemas de monitoreo y vigilancia que detecten su presencia en los sistemas de agua, es una buena solución para adoptar medidas correctivas en el momento de detectar niveles elevados de bacteria.

Con esto, debes mantener los registros detallados de las medidas de control y mantenimiento, además de un seguimiento que garantice su eficacia a lo largo del tiempo.

Recomendaciones

Evitar el uso de filtros y accesorios innecesarios en grifos y duchas, o, si los tienes, ten un especial cuidado en su limpieza.

Es necesario purgar los grifos que no se usen a menudo, deja correr el agua unos minutos para eliminar posibles incrustaciones por su estado de estancamiento.

Si dispones de depósitos, aljibes o tanques de reserva de agua para consumo humano, debes protegerlos de las altas temperaturas y de una posible contaminación, piensa en utilizar una cubierta impermeable que evite que se acumulen bacterias, además de la limpieza periódica de esos elementos.

 

El agua es un bien necesario que debemos cuidar, y mantener alejada de bacterias como esta, que puede producir enfermedades graves a toda la sociedad.

Un solo brote de legionela no localizado a tiempo puede caudal unos daños incalculables a la salud pública, que, con una prevención, mantenimiento y detección a tiempo, se pueden evitar.

 

Brote letal de legionella - ID Control de Plagas

Brote letal de legionella, en Vila Franca de Xira

Un brote letal de legionella fue detectado en un hospital de Lisboa el pasado treinta y uno de octubre. Hay que recordar que el anterior brote letal de legionella en Portugal se detectó en el año dos mil catorce, sus cifras ya fueron preocupantes. Pero parece que este brote letal de legionella de dos mil diecisiete va a batir todos los récords negativos de su antecesor. El brote se ha localizado en el concejo de Vila Franca de Xira, en el distrito de Lisboa. De momento parece que este caso entrará en los anales como uno de los más mortíferos de la historia de esta bacteria, que se conoce desde 1976. La prevención y control de la legionella toma ante casos como estos de nuevo toda su importancia.

Leer más

Brotes de legionella - ID Control de Plagas

Brotes de Legionella en España

En España se conocen una media de cuarenta y cinco brotes de legionella al año. La mayoría de ellos se dan en la época de mayor calor. Este mes de agosto pasado uno de esos brotes de legionella tuvo lugar en Chiva, Valencia. Más en concreto el brote de legionella se detectó en la Urbanización Calicanto de esa población Valenciana. Se confirmaron hasta siete afectados, de los cuales a fecha de hoy han fallecido dos. De esos más de cuarenta brotes de legionella al año, casi la mitad son detectados en Cataluña. En este asunto de la Legionella, las labores de prevención y control son muy importantes.

Leer más

Síntomas de la legionella

Legionella sus síntomas

En nuestro Blog ya hemos hablado en muchas ocasiones del control y prevención de la legionella. Por nuestro trabajo es un tema en el que tenemos una gran experiencia. Controlamos y supervisamos instalaciones susceptibles de ser colonizadas por las bacterias de la legionella. Desde cualquier sistema que usa agua caliente sanitaria, nebulizadores, torres de refrigeración, fuentes ornamentales, respiradores sanitarios… En ID Control de Plagas disponemos de un departamento para la prevención y control de la legionella. Pero hoy vamos a hablar de los síntomas de la legionella. Aquellos que aparecen al contraer la enfermedad.

Leer más